Síguenos:

Twitter de @CDHGYE

RSS

¿Quién está en línea?

Hay 81 invitados y ningún miembro en línea

Comité Permanente por la Defensa de los Derechos Humanos

AssangeLibreCjpg

 

El Comité Permanente por la Defensa de los Derechos Humanos CDH condena la decisión del Gobierno de Ecuador de retirar el asilo a Julián Assange y entregarlo a agentes de Policía británica quienes ayer ingresaron a sede diplomática de Ecuador en Londres y sacaron por la fuerza al ciudadano ecuatoriano-australiano para detenerlo.

 

 

El CDH considera que este episodio viola garantías fundamentales consagradas en la Constitución y la generalidad de los Convenios y Declaraciones de Derechos Humanos, y despeja el proceso para que el ciudadano Assange sea juzgado por conspiración ante un tribunal de los Estados Unidos de América con serios riesgo de ser sometido a procedimiento sumario, condenado a muerte o cadena perpetua, siendo esta última una forma de tortura.

 

Está en curso la violacion al principio de No Devolución, piedra angular de la institución del asilo, que compromete seriamente al Estado del Ecuador por levantar la protección internacional sin que se hayan disueltos los riesgos a la vida e integridad que motivaron la determinación del asilo en el 2012. Al contrario, inmediatamente después de la expulsión de la sede diplomática se activó la orden de extradicion para juzgar a Assange en Estados Unidos por divulgación de información sensible sobre graves violaciones a Derechos Humanos cometidas por ese país.

 

Recordamos que Assange es ciudadano ecuatoriano según carta de naturalización concedida por el actual Gobierno Naciónal y que sólo cabe perderla por renuncia, al tenor del art 8 de la Constitución de la República. Por tanto, tampoco cabía entrega a fuerza pública de otro país como procedimiento de extradición, ya que viola garantía establecida en el art 79 de nuestra Constitución, sin mediar orden judicial, garantías al debido proceso y derecho a la defensa.

 

El Estado de Ecuador ha provocado una violación de su soberanía territorial al "invitar" a la Policía inglesa a entrar en su territorio a realizar una operación de captura.

 

El Gobierno Nacional argumenta la expulsión en relación a la libertad de expresión y conducta de asilado. Recordanos que una persona asilada sólo está impedida de opinar sobre política del Estado que lo acoge y del Estado que lo persigue. El Gobierno no ha demostrado que Assange haya incumplido estas normas. Tampoco ha justificado el condicionamiento del derecho humano al asilo en relación al irrespeto de presuntas reglas de conducta vigentes en Embajada.

 

El Estado de Ecuador está seriamente comprometido a explicar su decisión frente el Sistema Universal y Regional de Protección de Derechos Humanos. Inobservar la opinión 54/2015 del Grupo de Trabajo sobre Detenciones Arbitrarias de las Naciones Unidas y la Opinión OC-25/2019 de la Corte Interamericana de DDHH y la Resolución MC-54-19 de la CIDH de marzo de 2019 que obliga al Ecuador a "no deportar, devolver, expulsar, extraditar o remover de otro modo" a Assange de nuestra embajada.

 

El CDH observa con mucha preocupación el escenario coyuntural en el que este nefasto episodio se vincula a otras recientes decisiones del Gobierno Nacional como es el Acuerdo firmado con el FMI por las graves consecuencias en materia de Derechos Humanos y la exigencia de pasado judicial a venezolanos.

 

Guayaquil, 12 abril 2019

 

 

Directorio del CDH
Fernando Gutiérrez Vera, Presidente del CDH
Patricio Rivero Murillo, Vice Presidente del CDH
Billy Navarrete Benavidez, Secretario Ejecutivo del CDH
Telmo Jaramillo Ramírez, Tesorero del CDH